Remedios Caseros a Males Comunes 2.

Posted on Posted in Remedios Caseros

Remedios naturales contra Males Comunes.

Bronquitis

  • Inflamación de la mucosa de los bronquios
  • Para su alivio: Hacer cataplasmas de mostaza: Mezclar una parte de mostaza seca por tres de harina. Añadir agua hasta formar una textura espesa. Aplicar sobre el pecho dentro de un paño doblado. No dejarla más de 3-4 minutos ya que la mostaza podría irritar la piel. Después de la aplicación de la cataplasma conviene colocarse sentado boca abajo, o tumbado con la cabeza más baja que el cuerpo para facilitar la expectoración.
  • Otras plantas que tiene efecto expectorante son la lobelia, el malvavisco y el regaliz.
  • Hacer reposo y beber mucho líquido.

Calambres

  • Contracción espasmódica dolorosa de un músculo
  • Para su alivio: Lo mejor es esforzarse por extender y flexionar las articulaciones del miembro que está afectado. Después seguirá un masaje suave en la zona dolorida con manzanilla, espliego y romero diluidos en un poco de aceite de oliva (calientan, relajan y estimulan la circulación).

Calcio (Cuerpo simple)

  • Para evitar los dolores de los huesos propios de la edad, coger un huevo con cáscara, limpiarlo bien y meterlo en un vaso con zumo de limón que lo cubra. Guardarlo en la nevera 12 horas. Tomarse el zumo de limón una vez sacado el huevo y después de haberlo azucarado. Hacerlo unas tres veces por semana, por lo menos.

Cálculos biliares

  • Concreciones sólidas, generalmente minerales, formadas anormalmente en determinados órganos del cuerpo.
  • Para su alivio: Lecitina, cardo, boldo, cúrcuma.
  • Un posible tratamiento una vez que ha aparecido el problema es tomar lecitina ya que aumenta la concentración de la bilis evitando su saturación. También se pueden tomar infusiones de plantas como el cardo lechal, el boldo y la cúrcuma. Una infusión hecha a partes iguales de melisa, bardana y boldo, mejora mucho las dolencias de la vesícula biliar.
  • Limitar el consumo de comidas grasas. Beber mucho líquido para un buen funcionamiento del riñón.
  • Consumir espárragos.

Cálculos renales

  • Concreciones sólidas, generalmente minerales, formadas anormalmente en determinados órganos del cuerpo.
  • Para su alivio: Zumo de arándano El zumo de arándano ácido es muy efectivo, ya que reduce los niveles de calcio en la orina. Hay que tener en cuenta que los productos comerciales tienen azúcar, es mejor buscarlo en herboristerías tomarlo en forma de cápsulas. Las infusiones de aloe vera y sena son eficaces, aunque tienen efectos laxantes y un exceso puede ser perjudicial.

Candidiasis o micosis

  • Infección de la piel o de la mucosa, caracterizada por la presencia de manchas blanquecinas y causada por hongos.
  • El hongo que causa la infección es la Cándida albicans que vive permanentemente en la cavidad vaginal.
  • Además de contraerse a través de las relaciones sexuales, las micosis pueden aparecer cuando nuestras defensas se ven disminuidas por la administración de antibióticos y también si se excede en las duchas vaginales. Los síntomas son: picor intenso, escozores en la parte externa e interna de los genitales y flujo blanco muy espeso.
  • El tratamiento con óvulos o comprimidos que se introducen en la vagina durante cinco o seis días suele ser suficiente para detener la infección. Es conveniente tratar también a la pareja con una pomada específica contra estos microorganismos durante el mismo período, pues puede contagiarse fácilmente durante el acto sexual.

Caminatas (después)

  • Poner los pies en agua tibia y secarlos bien.
  • Espolvorearlos con polvos de talco y ponerse unos calcetines de algodón.
  • Caminar unos minutos por la casa con los calcetines puestos.

Caries

  • Erosión del esmalte de un diente, de origen bacteriano
  • Para su prevención: Enjuagues de té verde.
  • El té ayuda a limpiar los dientes y elimina la formación de placa dental. Se puede tomar como infusión, o hacerse enjuagues con té verde.

Circulación (mala)

  • En su trayecto, las venas linfáticas atraviesan unas formaciones, llamadas ganglios linfáticos, en las cuales la linfa aminora la velocidad de su circulación.
  • Para su alivio: Tomar un baño de agua no muy caliente a la que se habrá añadido una taza de bicarbonato y una taza de sal marina. No hacerlo más de dos veces por semana.
  • Ingerir un pimiento rojo crudo al día.

Cistitis

  • Inflamación de la vejiga urinaria que produce dolor y frecuente necesidad de orinar.
  • Para su alivio: Beber mucha agua.

Colesterol

  • Sustancia que se encuentra en la bilis, en la sangre y en el tejido nervioso, y cuyo aumento en la sangre está relacionado con la arteriosclerosis.
  • Para su prevención: Comer pescado, sobre todo azul, aceite de oliva y fibra vegetal. El ajo y la cebolla han demostrado ser reductores naturales del colesterol y no tienen ningún efecto secundario. Las infusiones de diente de león también son eficaces.
  • Hervir un poco de alpiste, colarlo y tomarlo como una infusión. Hay que tener en cuenta que no se debe abusar de este remedio.
  • Levadura de cerveza
  • El suministro de pequeñas cantidades de cromo (presente en la levadura de cerveza) disminuye los niveles de colesterol. Hay que contar además con la riqueza de aminoáidos esenciales que facilitan la labor del hígado y, por tanto, contribuyen a que éste sea capaz de neutralizar las lipoproteínas perjudiciales.

Congestión (nasal)

  • Acumulación anormal de sangre en una parte del cuerpo.
  • Para su alivio: Mezclar a partes iguales miel y rábano rallado. Tomar una cucharada tres o cuatro veces al día.

Dedos pillados

  • Se calmará el dolor untando los dedos dañados con miel.

Defensas (para aumentarlas)

  • Medio con que el organismo se defensa de los diversos agentes que lo atacan.
  • Para su refuerzo: Tomar cada mañana un vaso de agua con zumo de limón y dos cucharadas de miel. Suaviza la garganta, aporta vitaminas y es depurativo.
  • Tomar tres tazas diarias de infusión de eucalipto: hervir 20 grs de hojas por litro de agua durante 2 minutos, luego filtrar.
  • También se pueden tomar infusiones de tomillo, poner 25 grs por litro de agua hirviendo. Mantener la infusión 10 minutos y filtrar.

Depresión

  • Estado anémico caracterizado especialmente por tristeza, disminución de la autoestima, inhibición, debilidad y abandono.
  • Para su alivio: La Hierba de San Juan o hipérico y el gingko biloba son hierbas muy efectivas para los casos de depresión. El gingko biloba se recomienda más para las personas mayores, en las cuales la depresión puede estar relacionada con problemas vasculares y/o receptores de serotinina. En casos severos se puede utilizar el tratamiento conjunto con las dos hierbas. Las dosis se pueden variar entre una y tres tazas por día.
  • Tomar diariamente un diente de ajo en ayunas.

Depresión (posvacacional)

  • Estado anémico caracterizado especialmente por tristeza, disminución de la autoestima, inhibición, debilidad y abandono.
  • Para su alivio: Los alimentos como el perejil, el brócoli y la patata contienen vitaminas en grandes cantidades. Para evitar la depresión hay que tomar alimentos que aumenten los niveles de serotonina en el cerebro, que es el neurotransmisor encargado de levantar el ánimo. El potasio (mineral), presente en ciertos vegetales, ayuda a transmitir los impulsos nerviosos al cerebro y disminuye los efectos de la fatiga. Si se quiere mantener la buena forma conseguida con la practica deportiva y evitar la flacidez, hay que ingerir legumbre y carnes que contengan proteínas. Hay una serie de alimentos que no pueden faltar en la dieta de otoño. La soja, legumbre de origen asiático, contiene una elevada proporción de proteínas que pueden llegar a sustituir la carne.
  • El té verde ayuda a prevenir enfermedades cardiovasculares y el cáncer de colon. Las almendras son ricas en grasas, minerales esenciales, calcio y contienen un 20% de proteínas. El brócoli aporta diferentes elementos: glucosinolados, que previenen contra el cáncer de colon, beta caroteno -precursor de la vitamina A, que inhibe la activación de las células cancerigenas-, hierro y vitamina C.
  • También el aceite de oliva es fundamental. Es el alimento-medicina por excelencia. Contiene vitamina E y tiene un papel protector en la aparición de determinados cánceres, asa­ como en las enfermedades del corazón.

Despertar el apetito

  • Tomar antes de comer una infusión de anís, manzanilla o tomillo.

Después de un mal sueño

  • Comer una naranja, darse una ducha de agua caliente y tumbarse en la cama durante 5 minutos.

Diabetes

  • Se debe generalmente a la falta de insulina por degeneración de los islotes de Langerhans.
  • La diabetes mellitus tipo I, se desarrolla antes de los 30 año y afecta a un 10% de los diabéticos. La mellitus tipo II es frecuente a partir de los 30 año, pudiendo aparecer en niños y adolescentes.
  • Para su alivio: Las frutas tropicales han demostrado ser muy beneficiosas para la diabetes. En especial, el té de hojas de mango es muy apropiado para prevenir y mejorar los problemas oculares derivados de esta enfermedad.
  • Se prepara un té con dos hojas de mango secas por cada cuarto de litro de agua, se tapa y se deja reposar durante una hora. Luego se añaden unas gotas de zumo de mango, de papaya o de guayaba. Tomar una taza por día.
  • Hay que tener un control continuado de los valores de azúcar en la sangre.
  • Seguir una dieta con comidas frecuentes, limitando los alimentos dulces ya que aumentan el nivel de azúcar en la sangre.

Diarrea

  • Evacuación intestinal líquida y frecuente.
  • Para su alivio: En un proceso diarreico es importante reponer la flora intestinal tomando lactobacilus acidofilus, se puede encontrar en yogures y otros compuestos lácteos. Otra medida es tomar pectina, la fibra de la fruta que se encuentra en manzanas y cítricos, y también en la algarroba. Tomar también muchos líquidos para evitar la deshidratación.
  • Rallar una manzana, dejar que se oxide un poco y comerla.

Dientes blancos

  • Cepillarlos a diario con una mezcla de bicarbonato y unas gotitas de limón.

Dientes (rechinar)

  • Antes de dormir masticar una manzana, coliflor o una zanahoria crudos.

Digestión (pesada)

  • Transformar los alimentos en sustancias asimilables.
  • Para su alivio: Una infusión cada día de menta-poleo ayuda en el proceso de digestión (y elimina el mal aliento).
  • Tomar una infusión de laurel (después de hervirlo dejarlo reposar 10 minutos). Si se toma detrás de cada comida, las digestiones mejorarán.
  • Cocer tres cebollas, una hoja de apio y un poco de perejil en un litro de agua. Colar y guardar en un frasco de cristal. Tomarlo antes de las comidas. Además de aliviar las digestiones pesadas no engorda ya que ayuda a no asimilar grasas.
  • Después de las comidas masticar un trozo de piel de naranja o de limón.

Dolor causado por algún golpe

  • Para su alivio: Aplicar unas rodajas de cebolla cruda en la zona afectada.

Dolor de cabeza

  • Su origen puede ser muy variado y puede ser debido a causas físicas o psíquicas.
  • Para su alivio: Hay que tener en cuenta que ciertos alimentos contienen sustancias que pueden provocarlo. Entre ellos están: la levadura de cerveza, los arenques, algunos quesos como el Cammenbert, Brei, Emmental, Gruyére o Roquefort. Algunos vinos como el jerez o el chianti, el chocolate, el jamón y algunas comidas japonesas, pueden producir jaquecas en algunas personas.
  • Infusiones de romero o de pasionaria, ayudan a calmar la tensión nerviosa.
  • Hervir los rabitos de las cerezas, colar el líquido y beberlo, se calmará casi al instante el insoportable dolor de cabeza.
  • Sumergir las manos hasta las muñecas en agua caliente durante 5 minutos. Si el dolor persiste, renovar el agua y continuar hasta que desaparezca.
  • Meter los pies en abundante agua fría durante unos minutos. La sangre bajará con más rapidez y la cabeza se quedará más despejada, aliviando así el malestar.
  • Meter los pies en agua fría durante diez minutos y luego, envolverlos con una toalla. El alivio será casi inmediato.
  • Tomar una taza de café caliente con una aspirina.
  • Tomar un café sin azúcar mezclado con zumo de un limón.
  • Si los dolores de cabeza son de origen nervioso van muy bien las infusiones de melisa y de ulmaria.
  • Si el dolor de cabeza es tensional, por la presión que causan los músculos de la cara, cuello y hombros sobre los nervios y los vasos sanguíneos, será importante revisar los hábitos posturales, haciendo ejercicios y técnicas de relajación para mejorar la actitud corporal y flexibilizar los músculos. Los masajes pueden ser muy útiles para reducir o incluso eliminar estos dolores.
  • Licuar 300 gr de repollo y 100 gr de apio. Tomar una vez al día en ayunas.
  • Tomar una infusión con una mezcla de caléndula y milenrama.
  • Darse un masaje. Lavar bien las manos y untarlas con aceite relajante. Colocar la punta de los dedos alrededor de la línea del cabello, abriendo y cerrando los dedos. Realizar suaves movimientos circulares con el pulgar y el dedo corazón, desde la coronilla hacia abajo, pasando por las vértebras cervicales hasta la parte baja trasera del cuello.
  • Presionar varias veces con dos dedos la coronilla y luego hacer rotaciones en el sentido de las agujas del reloj. También se pueden hacer rotaciones con los dos índices, entre los dos ojos.

Dolor de estómago

  • Para su alivio: Una infusión de menta o de manzanilla. Mezclar jugo de patata con agua y tomarlo (usar licuadora).

Dolor de muelas

  • Aceite o esencia de clavo, mojar un algodón y ponerlo sobre la muela afectada, su efecto analgésico lo calmará.

Dolor de oídos

  • Preparar una especie de pasta con flores de manzanilla y aplicarla directamente a la parte afectada. Se logra un gran alivio.

Dolor menstrual

  • Tomar vitamina B6.
  • Tomar más cantidad de vitamina C, más leche o yogur, sino, tomar suplementos de calcio.
  • Tomar una infusión de comino.
  • Hacer una decocción con jengibre en polvo. Estimula el funcionamiento de las glándulas, es expectorante y ayuda en los casos de flatulencia. La infusión de alcaravea es antiespasmódica y astringente, buena para los problemas digestivos y dolores menstruales en general.
  • Tomar una infusión caliente de tomillo, hierbabuena y limón. Tomar una infusión de manzanilla con un poco de anís.
  • Reducir el consumo de sal, azúcar y alcohol, beber mucha agua, té u otra infusión y zumo de limón templado; poner una bolsa de agua caliente sobre el abdomen, mantenerla cinco minutos y retirarla. Relajarse bien durante un rato y volver a ponerla.
  • Mezclar medio vaso de vino con dos cucharaditas de miel, calentarlo y beberlo.
  • Tomar una infusión de dos cucharadas de orégano por vaso de agua. Se puede añadir miel para endulzar.

Comentarios