Deja que los alimentos sean tu medicina

Sigue la dieta vitalista - Nada de pastillas, grageas o brebajes milagrosos

Share →
Buffer
65776679@N07-6000100507

Uno de los acontecimientos más dolorosos en la vida de una mujer es el abandono de la pareja, sin embargo, la vida no acaba con esto, al contrario es un aliciente para seguir viviendo y buscando valiosas motivaciones para hacer de nuestra vida una obra de arte, aquí te comparto cómo superar una ruptura amorosa y el abandono de hogar.

Hoy además de hablarte como una profesional de la conducta te voy hablar como mujer, ya que a mí me pasó. Antes del año de matrimonio fui abandonada por mi pareja, aunque no se fue físicamente, lo hizo emocional y sexualmente, eso es peor, ya que él estaba en la misma casa, en la misma recámara, en la misma cama, pero como sí no estuviera.

Me deprimí demasiado, también me desesperé, peleé mucho con él, (lo cual propiciaba más abandono hacia mí) y de igual forma, me abandoné a mí misma también.

Te doy tres pasos que yo seguí y que hicieron maravillas conmigo:

  1. Busqué ayuda profesional. Cuando ya no podía más, entendí que sola no iba a poder salir de esto y entonces busqué ayuda, ahí fue cuando la psicoterapia Gestalt llegó a mi vida y me aferré a ésta como sí mi vida dependiera de ella, así nació una conciencia a cerca de mi misma y mi valor cambiando mi vida para siempre.
  2. Tomé acción. No me conformé solamente con asistir a mi sesión semanal sino que después de un tiempo mi vida empezó a cambiar para bien porque decidí cambiar. Empecé a valorarme y a tomar las cosas bellas de la vida  que había para mí, empecé a estudiar, me enamoré, fundé un instituto, encontré mi misión de vida, me espiritualicé y muchas cosas más que hicieron de mí una mujer totalmente diferente.
  3. Encontré un camino espiritual. Y lo más importante, en un momento dado me di cuenta que a pesar de haber alcanzado muchas cosas todavía no me sentía totalmente bien seguía demandando del mundo cosas que éste no me daba y venía la frustración y el sufrimiento, entonces, encontré una poderosa disciplina espiritual: Kundalini Yoga y di un paso más hacia mi liberación interior.

Con estos tres sencillos pasos, he llevado a un estado en el que no ruego por amor porque sé que éste se encuentra en el único lugar en el que muy pocas buscamos: Dentro de mí misma.

La vida ni empieza ni termina en una pareja; empieza y termina en ti, en esa maravillosa conquista llamada TÚ MISMA.

'); var s = document.createElement('script'); s.type = 'text/javascript'; s.src = '//cdn.chitika.net/getads.js'; try { document.getElementsByTagName('head')[0].appendChild(s); } catch(e) { document.write(s.outerHTML); } }());
Print Friendly
  • Josealbertotop

    Siempre con la frente en alto y siguiendo adelante x muy doloroso q sea xq la vida sigue..

%d personas les gusta esto: